promesas

Dios te amará y prosperará [Dios] te amará, te bendecirá y te multiplicará, y bendecirá el fruto de tu vientre y el fruto de tu tierra, tu grano, tu mosto, tu aceite, la cría de tus vacas, y los rebaños de tus ovejas, en la tierra que juró a tus padres que te daría. Deuteronomio 7:13

Busca a Dios y él te amará

Dios aseguró que si su pueblo guardaba su pacto, él los amaría. Los bendeciría, los multiplicaría y les daría prosperidad económica. Nosotros estamos bajo un nuevo pacto. Ya no tenemos que sacrificar animales, ni respetar las fiestas de los judíos. Pero Dios sigue diciendo que busquemos su Reino y él se ocupará de nuestras necesidades. …

Busca a Dios y él te amará Leer más »

Quita las espinas de tu corazón

Si quieres sembrar en tu corazón la Palabra de Dios, sus promesas de bendición, una semilla de fe que dé fruto… entonces tienes que arar primero. Es necesario arrancar los espinos. Hay que sacar esos recuerdos y pensamientos que nos lastiman y hacen que lastimemos a otros. Si no los quitamos, la buena semilla no …

Quita las espinas de tu corazón Leer más »

Voy a sanar tus heridas

Déjeme Profetizar: No importa cuan partida esté tu alma, cuan grande sea tu herida. A todos la vida y sus situaciones nos han hecho algún daño. Todos hemos sido, de una u otra manera, dañados por distintas situaciones. Algunos de nosotros fuimos heridos, otros abandonados, otros juzgados por nuestras caídas o juzgados por nuestras malas …

Voy a sanar tus heridas Leer más »

Crece recto

Dios nos plantó en buena tierra, nos proporcionó todos los cuidados necesarios y espera que crezcamos rectos. Si permanecemos en su voluntad, si vivimos con rectitud y justicia, tenemos su promesa de que permaneceremos en los territorios que el Señor nos entregó. Sus promesas son firmes. No importa lo que ocurra alrededor, no interesa lo …

Crece recto Leer más »

Qué te preocupa?

🤷🏻‍♂️ ¿Qué te preocupa? 😦 Hay cosas que inquietan nuestro corazón hasta la tristeza. Tal ves el presente, sueños, el futuro, familia, etc. 👆🏽 En estos momentos solemos hacer preguntas que interrogan nuestra fe. Sin embargo en este día, mira al Señor que te hace una promesa: ¡No temas! Yo estoy contigo! Bendiciones!!