Si no fuera por Dios, nos habrían inundado "A no haber estado Jehová por nosotros, cuando se levantaron contra nosotros los hombres, Entonces nos habrían inundado las aguas; Sobre nuestra alma hubiera pasado el torrente" Salmos 124:2 y 4

Si no fuera por Dios, nos habrían inundado

Compartelo en tus redes

Son como una tormenta que se anuncia con nubarrones negros. De repente suena un trueno y ya no hay tiempo para nada. Así se levantan los enemigos: Los chismes retumbando como truenos, los mensajes rápidos como rayos.

Nos inundan con mentiras, burlas, pronósticos de destrucción ¡Pero el Señor calma la tormenta! Él dice: ¡Calla, enmudece! Y los vientos le obedecen.

¡Gloria a Dios que nos salvó y nos salva!

Si no fuera por Dios, nos habrían inundado
"A no haber estado Jehová por nosotros, cuando se levantaron contra nosotros los hombres, Entonces nos habrían inundado las aguas; Sobre nuestra alma hubiera pasado el torrente" Salmos 124:2 y 4